DEORUM (Seres divinos)

Alphachanneling_provocative-erotic-art_20

DEORUM (Seres divinos)

Serenar ese pliegue de la piel, cuando al pasar la mano…

Anuncios
Publicado en La Otra poesía, Prosa poética (Poesía en prosa) | Etiquetado , , , , , | Deja un comentario

AH, ‘ESA’ LUZ NO USADA

Luz no usada

AH, ‘ESA’ LUZ NO USADA

Cantaba Fray Luis de la luz no usada al músico Salinas, 
esa luz que empobrece o se enriquece  al tacto... 
            

Publicado en poesía, Reflexión | Etiquetado , , , , , , , | Deja un comentario

MORFEMÁTICA —P(x) : Q(x)—

 

eventos2017-kXM--510x287@abc
Hace siglos, el humano busca la razón poetico-matemática del beso

2017©agv

 

Publicado en poesía | Etiquetado , , , , , | Deja un comentario

UNA NOCHE EN LA ISLETA DEL MORO

Isleta del Moro
AMANECER EN LA ISLETA, CABO DE GATA, ALMERÍA

Se despertó temprano,
           allá, en La Isleta.
“Toda la habitación olía a ti”
             —pensó el poeta—.
         Y se puso a escribir...

[...]
Volver a amar, vivir a tope, en celo,
pintar tu pecho en lienzo, sus sabores
y en un endecasílabo de olores
trenzar de azul la selva de tu pelo.
...
—f—
Publicado en poesía, Remembranzas | Etiquetado , , , , , , | Deja un comentario

AH, BESO; LONGITUD PLURAL DE LABIOS

Boca-volteo

AH, BESO; LONGITUD PLURAL DE LABIOS

Todo beso es la suma de dos bocas... 
Publicado en poesía | Etiquetado , , , , , , | Deja un comentario

CUANDO LOS CUERPOS ARDEN

CUANDO LOS CUERPOS ARDEN
CUANDO LOS CUERPOS ARDEN
el hielo se licua,
__________ se torna...

Publicado en poesía | Etiquetado , , , , | Deja un comentario

DEL 1 AL 13, VANA INTROSPECCIÓN

Ella-formas_letras_arabes_18-2
DEL 1 AL 13, VANA INTROSPECCIÓN
(Suspendida temporalmente)

©-2017,Full-Antonio García Vargas
 
Publicado en Contemporáneo, La Otra poesía | Etiquetado , , , , | Deja un comentario

¿QUÉ HACES, OYE?

me-dejo-ir-como-paso-primero-para-poder-llegar

¿QUÉ HACES, OYE?

—1
Cosa fai, eh?
_____________¿Una escafandra?... 
Publicado en Epilio (poema + de 50 versos) | Etiquetado , , , , , , , , | Deja un comentario

TRIBUS URBANAS

tribu urbana virtual.png

TRIBUS URBANAS
La poesía actual, ¿evoluciona cada día más hacia el timbal? Llevar la poesía a calles, bares, playas y azoteas… ¿no viene a ser como acercar la mecánica íntima del amor —la espiritual, la que enerva el volcancillo interno—, al encristalado escaparate de una exposición del Corte Inglés o al estulto teatrillo-guiñol experimental de Tele Cinco y afines? Cabe, no obstante, el pequeño consuelo de preguntarse ¿es poesía lo que se transmite al manifestar el verso de esta manera o se trata solo de un boletín de noticias y/o acontecimientos expresados en prosa dura cortada a tiras, con mayor o menor… ¿sentimiento?, ¿convencimiento?, ¿mala hostia? En definitiva, no puedo por menos que pensar o suponer que, pese a su supuesta libertad,  esta versología-pastiche no hace sino acomodarse, como tantas otras cosas del entorno canalla (o de la canallería), a ‘eso’ llamado moda coyuntural o estructural, palabro-mitin o palabra escenificada, profusa en ‘tacos’ “mierda-puta-cojones-cabrón y demás leches”. Eso sí, sin participar en dividendos ni corruptelas de guante blanco o negro, lo cual no deja de ser un punto a favor e incluso una manera digna de sembrar la palabra o fumigar el seso propio y ajeno en público. Sólo me resta hacer —sin ánimo de herir a nadie— la pregunta que considero pertinente: ¿Qué manía es esta de llamar a todo poesía? ¿Acierta a entender, el que así cataloga tales ejercicios, por excelentes que sean a veces, las diferencias entre Poesía y Poema? Porque… se pueden crear bellísimas estructuras mediante un poema visual, con sólo la mirada, o pictórico con el pincel, estético mediante el armónico movimiento de los cuerpos e incluso argumental, con la simple prosa, pero… ¿qué tiene que ver todo eso con el Arte y/o Ciencia de la Poesía? , —vuelvo a preguntarme.

Antonio G. Vargas

Publicado en Otro, Reflexión | Deja un comentario

AMANECER EN SAN FRANCISCO

San Francisco  Calles Haight & Ashbury Barrio hippie de los 60AMANECER EN SAN FRANCISCO

(2001 Remembranzas...)

San Francisco.
¿Ciudad o sortilegio?
¡Ah, terca densidad de los instintos!
¿Desalación del mar... o lágrima escindida 
del suave neblinar de la bahía? 
                        ¿Tal vez fuese un lamento?
      ¿Quizá fuere la rabia de aquellas caracolas? 
Ella...paseaba sola por el oscuro arcén 
aquella madrugada. 
Rugiente catenaria ensimismada.
                                      Del asfalto, 
subían los leopardos troceándole la espalda 
                             con sus uñas de seda. 
Divisó a lo lejos, 
bajo la enorme luna, la extensa mancha oscura.
El mar azuleaba 
con el blanco lunar de los reflejos 
sobre el agua. 
                               Y se dejó llevar... 
Supo que estaba cerca de antiguas lejanías 
que creía olvidadas.

Ella supo del mar de madrugada, 
cuando la suave ola descalzó 
               en un rapto de furia sus pezones, 
           y se hizo sensación 
                           ... y se dejó poseer.
No logra recordar cómo ocurrió. 
¿Era el dulce vaivén adolescente? 
¿Era la arena rubia de las playas? 
                  ¿Era...?    ¡Era! ¡Sí! 
Era el cuerpo que a gritos revelaba 
             el fuego abrasador de las pasiones. 
Era... la larga noche franciscana. 
Aquel amanecer casi, en una edad 
de cándidos colores.
                                   Remembranzas... 

Bajó a la roca, virgen, mentalmente. 
Bajó a sus infiernos.
            Bajó su braga lenta... 
                         lentamente...
                                            muy...

Se recostó muy cerca. Tomó la suave arena.
Modeló la imagen neutra de 'ese' macho. 
    Sintió la carantoña de las olas deletreando 
                     un do re mi en sus pezones,
                            los pechos ateridos,
un noséqué, que arisco, 
                 se enroscaba en sus cartílagos... 
el singular poema arrítmico de un dedo, 
                                      culebrina... 
las orgásmicas notas proclamando 
las músicas fugaces de lo ignoto,
un oscuro mundo sin arpegios 
            ni peces de colores...
            o esa brisa...
            ligeramente ambigua,   ¡ay!...
abrió sus piernas sabia...
                       sabiamente...

                           ... ¡y se dejó comer!

Septiembre, 2001 - Antonio García Vargas
—San Francisco State, California— 
(Sentado. Solo conmigo, mas muy bien acompañado,
junto a montañas de ropa vintage y de segunda mano, 
tatoos de caramelo y encanto a raudales... 
bajo la bruma matinal de un día cualquiera, 
camuflado en la niebla... tan temprano)
—Foto, calles Haight & Ashbury, Barrio hippie de los 60—
Publicado en Prosa poética (Poesía en prosa), Remembranzas | Deja un comentario